By 90Min
September 21, 2017

Parecía que iba a ser una estrella fugaz mas en el firmamento futbolístico. Un jugador de los que prometen mucho pero después se quedan en nada. Pero, vista la última actuación del joven noruego con el Herenveen frente al Excelsior, hay esperanza de que algún día llegue una estrella del fútbol mundial.

Dean Mouhtaropoulos/GettyImages


Cedido en el Herenveen desde el pasado enero, el joven de 18 año no tuvo el mejor de los comienzos con el club holandés. Al igual que le pasara en el Castilla, las oportunidades con las que contó en un primer momento no se tradujeron en grandes actuaciones. Parece que esta temporada ha cambiado el chip y quiere reconducir su carrera. Por lo pronto esta temporada su club ha comenzado con buen pie la Eredivisie, 11 puntos en 5 partidos, ubicandose cuarto en la clasificación, y gran parte de culpa la tiene Odegaard. 


Prueba de ello es la actuación mencionada contra el Excelsior. El centrocampista dejó un recital de pases, salida del balón y, en general, de como organizar un equipo para la hemeroteca. En algunos medios lo han comparado con el ex jugador argentino del Real Madrid Fernando Redondo. Aún queda para saber si alcanzará el nivel del argentino pero de seguir así, habrá que tenerle muy en cuenta para el futuro.

En el Real Madrid se sigue confiando en su potencial. Desde que fuera fichado a principios de 2015 con solo 16 años, se ha tenido muy en cuenta su calidad. De hecho, fue el jugador más joven en debutar con la camiseta blanca. Recientemente el jugador renovó con el Real Madrid, pero no se han hecho publicas aun las condiciones del nuevo contrato. 

You May Like