By 90Min
September 26, 2017

Santiago Flores Mora era, como muchos de los pequeños en el mundo, un niño de ocho años que anhelaba con ser alguien en la vida. En concreto, dos eran sus sueños: Ser historiador, como su padre y futbolista, como Cristiano Ronaldo, su más grande ídolo. El pequeño Santiago fue una de las víctimas mortales del derrumbe del Colegio Enrique Rébsamen tras el sismo en México y su padre, consternado por su fallecimiento, le escribió un carta al astro portugués.

Con sumo dolor, la carta en representación de la familia Flores Mora le mostró a Ronaldo la admiración que el pequeño Santiago sentía por él. Enseguida, las redes sociales hicieron lo suyo y un sinnúmero de personajes del medio deportivo dio difusión para que el emotivo escrito llegará al jugador del Real Madrid.


Después, se confirmó que hubo contacto con el representante de CR7, Jorge Mendes y en cuestión de horas el jugador colgó un mensaje de apoyo en su cuenta de Twitter acompañado de una imagen en la que sostiene su playera: "Para mi fan número 1, Santiago, con mucho cariño", se lee en el jersey del luso, que, además, enviará a la familia Flores Mora.

De inmediato, la familia del pequeño Santiago respondió al gesto del actual balón de oro con otra carta en la que le agradecieron infinitamente y afirmaron que su acción les ayuda, dentro de todo, a aminorar el dolor que causó la perdida de su querido hijo.

Y así, a miles de kilómetros de distancia, Cristiano Ronaldo pudo cumplir aunque sea tardíamente el sueño de un pequeño que lo admiraba como el que más.

You May Like