By 90Min
November 28, 2017

El expresidente de la Federación Colombiana de Fútbol (FCF), Luis Bedoya, en el proceso de investigaciones por el caso de FIFAGate, confesó a las autoridades de Estados Unidos la forma en la que se habrían pagado los sobornos a los dirigentes de este deporte de Sudamérica, indicando inclusive montos de los mismos.

Bedoya, en sus declaraciones en Brooklyn, confesó que recibió sobornos entre 2007 y 2015, asegurando además que formaba parte del "grupo del Pacífico" de dirigentes, en el que estaban también: Luis Chiriboga (Ecuador), Carlos Chávez (Bolivia), Manuel Burga (Perú), Rafael Esquivel (Venezuela) y Juan Ángel Napout (Paraguay), excluyendo de esta lista a Chile.


Según las afirmaciones del periodista Ken Bensinger, quien sigue de cerca este caso, Bedoya reveló que en 2010 este grupo influyó para que los derechos de televisión de la Copa América pasen a la empresa Full Play, recibiendo "un millón para cada presidente, pagado en dos cuotas de USD 500,000".


Con respecto a la Copa Libertadores, la empresa antes citada también sobornó a los dirigentes con 400 mil dólares al año, pero Bedoya y Luis Chiriboga, expresidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, habrían recibido 600 mil por ser "personas de confianza".


Bedoya recibía este dinero mediante una empresa creada por Full Play en Uruguay y a nombre de Flemick que transfería el dinero al banco Hapoalim de Miami y luego a una cuenta en Suiza.

You May Like