By 90Min
December 03, 2017

Cuando Gennaro Gattuso se sentó por primera vez en el banquillo como entrenador del AC Milan nunca pudo imaginar como iba a acabar el partido. A priori, se trataba de un partido fácil ante el Benevento, un recién ascendido que en lo que llevamos de Serie A no había conseguido un solo punto y había marcado tan solo 6 goles.

El partido comenzó con gol milanista. El equipo rossonero se fue al descanso con ventaja pero en el segundo tiempo vio como el equipo de las brujas le empataba hasta en dos ocasiones. La segunda de ellas, en el minuto 94 y gracias al cabezazo de Brignoli.

El guardameta aprovechó el lanzamiento de una falta en el lateral del área para sumarse al ataque y conectar un cabezazo desde el borde del área de penalti de Donnarumma que entró pegado al palo. 


Con el gol, el Benevento suma su primer punto de la temporada mientras que el Milan, séptimo a la espera de lo que hagan Chievo y Bolonia, ve como sus rivales continúan descolgándose en la clasificación y el Scudetto parace cada vez más lejano para una escuadra que invirtió más de 100 millones este verano con la intención de volver al lugar donde estuvo hace una década.

You May Like