By 90Min
December 13, 2017

El delantero del PSV, Hirving "Chucky" Lozano, jugó su primer Clásico holandés ante el Ajax y no lo pasó nada bien, debido a que la defensa rival no se apiadó de él y le dieron con todo, peor que a un trapo.

La tensión se podía cortar con un cuchillo, debido a que los ánimos estaban por todo lo alto y ambas escuadras querían salir victoriosas en el partido. El jugador azteca fue uno de los que más sufrió y recibió un fuerte rodillazo en la cabeza tras doble marcación de la defensa del conjunto dirigido por Marcel Keizer, paralizando el juego y prendiendo las alarmas.

Sin embargo, "Chucky" pudo continuar el partido, aunque no fue capaz de ayudar a su equipo que terminó perdiendo 3-0 en el Johan Cruyff Arena.



Con esta victoria el Ajax recortó distancias y se colocó en la tercera posición de la Liga Eredivisie con 32 puntos, donde el conjunto "Granjero" se mantiene como líder con 39 unidades.

You May Like