By 90Min
December 23, 2018

De por sí el CEO de Chivas, José Luis Higuera, es un personaje que ya tiene totalmente descontenta a la afición rojiblanca nuevamente salió a hacerla de protagonista explicando la situación del equipo y cuál es su verdadero motivo para estar en la institución.



Casi en forma burlona el directivo se aventó la puntada de decir que no vino al club tapatío para hacerlo campeón, sino para labores administrativas; algo que ya colmó el vaso de los Chiva-hermanos y duele, en verdad qué duele, pues un tipo que no tiene el mínimo interés en ayudar a recuperar el protagonismo del equipo no debería estar trabajando más ahí, no obstante, al parecer Jorge y Amaury Vergara lo apapachan demasiado porque no lo ponen un alto o eso nos hacen creer porque por más veces que han mencionado que ya no lo dejaran hacer opiniones públicas ahí sigue y parece que seguirá por un largo tiempo.


¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, @90min_es!



No es entendible que si únicamente vino para laborar como un administrativo haya metido tanto su cuchara en las decisiones de los futbolistas y entrenadores, por su culpa se cortó un ciclo inolvidable en el Guadalajara, su mala relación con Matías Almeyda llevó a la partida del argentino, así como de Carlos Fierro y más adelante se ha empeñado en destruir todo lo que tenga que ver con 'El Pelado' ya que si uno mira fijamente todos los protagonistas de la era Almeyda han partido poco a poco: Fierro, José “Gallito” Vázquez, Néstor Calderón, Rodolfo Cota, Oswaldo Alanís, Edwin “Aris” Hernández, Carlos Salcido, Orbelín Pineda, Rodolfo Pizarro, Ángel Zaldívar y demás.


Lo peor de todo es que no piensa renunciar a su puesto y los únicos capaces de ponerle un alto serán los Vergara, pero se sabe que Jorge está ocupado con otras situaciones mientras Amaury no cuenta con la experiencia necesaria para estar al frente del proyecto, lo que deja vulnerable al equipo más mexicano.



Sin duda alguna lo mejor que podría pasarle a Chivas sería la partida de este personaje que temporada tras temporada sigue haciendo daño, lo peor de todo es que todo lo toma como un juego pues se la pasa publicando en 'Twitter' palabras motivacionales (que seguramente ni él mismo se cree), lanza adivinanzas y trata de calentar ánimos ante otras escuadras, algo que  es de muy mal gusto por que cuando está de buenas se la pasa posteando y en las malas ni la cara puede dar.

Del mismo modo ha sabido cubrirse para evadir sus errores, pues trajo a Francisco Gabriel de Anda que tuvo un paso fugaz y únicamente sirvió para cubrir malas decisiones, ahora menciona que la salida de jugadores no es por su culpa sino por decisiones entre José Saturnino Cardozo y Mariano Varela, para lavarse las manos de las señalizaciones que le han hecho.



Tristemente el cuento del empresario va para largo porque especificó que no renuncia porque él no se siente mal cuando en verdad debería estar apenado por toda la crisis que ha pasado el cuadro doce veces campeón de la Liga MX. Aún así la mayoría de la nación chiva esperamos con ansia el día que este sujeto salga del club.

You May Like