El ex arquero de Boca Pablo Migliore es uno de los personajes del fútbol que nunca se guardó nada a la hora de declarar. Siempre dijo lo que pensaba y hoy, ya retirado de la actividad profesional, no dudó a la hora de otorgarle responsabilidad a los dirigentes de River por lo ocurrido en la final de la Copa Libertadores de América.

“El presidente de River D’Onofrio no tuvo vergüenza. Salió a hablar cosas y después tuvo que pedir disculpas. No está bien eso”, comenzó el "Loco", en referencia a todo el ida y vuelta que se generó tras los disturbios en el Estadio Monumental.

“Si yo hubiese sido jugador en ese momento, agarro el bolso y me voy a casa”, aseguró al mencionar los piedrazos que recibió el micro que transportaba al plantel Xeneize por la Avenida Libertador y Lidoro Quinteros.“No hubiera jugado. Metete la copa donde quieras. Primero estoy yo y mis compañeros, después vemos qué pasa”, reclamó.

En la misma línea, se encargó de despreciar aquella final por cómo se desvirtuó todo luego de los disturbios: "La Copa del Bernabéu ya no tiene ningún valor desde que empezaron los escritorios y sacaron la final de la Argentina. No tiene ningún sentido todo lo que pasó", culminó. ¿Coincidís?