By 90Min
April 14, 2019

Ashley Barnes, delantero del Burnley, ha sido el protagonista de un hecho un tanto surrealista en el mundo del fútbol y fue amonestado durante el transcurso del partido por darle un beso en la nariz a Joe Bennett, del Cardiff.

El partido se encontraba al borde del descanso cuando Barnes, tras una disputa con Bennett, 'zanjó' la polémica dándole hasta dos besos en la nariz a su rival, llamando la atención a todos los presentes, incluido al colegiado, Mike Dean, que optó por mostrar la cartulina amarilla al delantero del Burnley por el gesto.

Jan Kruger/GettyImages


La amarilla ha sido considerada como histórica, pero siendo que ayer se celebró el día internacional del beso, quizás la reacción de Barnes esté más justificada y da un motivo de su atípica reacción. Una cosa está clara, pese a lo insólito, su reacción fue mejor que cualquier tipo de golpe o acto violento. A Bennett seguramente lo dejó más descolocado.

You May Like

HOLE YARDS PAR R1 R2 R3 R4
OUT
HOLE YARDS PAR R1 R2 R3 R4
IN
Eagle (-2)
Birdie (-1)
Bogey (+1)
Double Bogey (+2)