Xavi Hernández, Robin van Persie, Dwyane Wade, Dirk Nowitzki, Rob Gronkowski... el 2019 está siendo un año de despedidas en el mundo del deporte. Los años empiezan a pesar en los cuerpos y, tras una carrera más o menos brillante, llega el momento de decir adiós, o hasta luego, salir del terreno de juego y dar la oportunidad a otros de ocupar tu lugar.

manchester-city-v-huddersfield-town-premier-league-5cd6a95e40dda36c82000001.jpg

El anuncio de retirada que está llenando las redes sociales ahora ha sido el de Yaya Touré, que el dejó el Olympiacos en diciembre y no ha vuelto a encontrar un nuevo equipo. El costamarfileño, ante está situación, ha tomado la decisión de colgar las botas y el club griego se convertirá en el último equipo de un futbolista que ha defendido camisetas tan importantes como la del FC Barcelona y el Manchester City.

El representante del ya ex-centrocampista, Dimitry Seluk, ha comunicado también que "Yaya Touré ha acabado su carrera como jugador. Lo próximo es su carrera como entrenador" a través de las redes. El ex-futbolista pretende enseñar todo lo que ha aprendido a lo largo de su carrera a las órdenes de entrenadores como Pep Guardiola, Roberto Mancini o Manuel Pellegrini.

Touré se marcha además con una vitrina llena de trofeos que comenzó a llenar en ASEC Mimosas de su país en 2004 y cerró con la Premier League y la EFL Cup el pasado año. Entre esos 14 años le dio tiempo de levantar otras dos Premier Leagues, dos Ligas y dos Copas griegas, dos Ligas españolas, una Copa del Rey, una Supercopa de España y una de Europa, y la Champions League de 2009 con el FC Barcelona.

Más allá de su palmarés como futbolista de club, el costamarfileño es uno de los referentes de su país a nivel nacional. Él fue uno de los artífices de aquella gran selección que se llevó la Copa África en 2015 que se decidió en unos agónicos penalties entre los suyos y Ghana.