By 90Min
October 03, 2019

Joao Maleck ha tenido que sobreponerse a la depresión y la tristeza mientras continúa en el penal de Puente Grande a la espera de conocer su sentencia, pero el lograr formar un equipo, aconsejar a sus compañeros y recibir visitas de futbolistas, han hecho que el mexicano resista esta nueva etapa, la cual espera no dure mucho tiempo más. 

Nuevamente el futbol parece estar salvándole la vida a Maleck, quien el pasado 23 de junio se vio involucrado en el accidente que culminó con las vidas de María Fernanda y su esposo, Alejandro, en Guadalajara, mientras él manejaba en estado de ebriedad, pues ahora se ha dedicado a formar y aconsejar a un equipo de futbol integrado por sus compañeros, quienes comparten con él la misma pasión por el deporte dentro de la prisión preventiva. 

Incluso durante el mes de septiembre, Joao participo con su equipo en los diferentes torneos entre centros de reclusión, llevado a cabo durante las fiestas patrias y donde volvió a encontrar la felicidad. 

"Los entrena, les da su consejo, es un muchacho sano y positivo. Joao Maleck jugó (el torneo) y metió gol en el equipo del Reclusorio Preventivo de Guadalajara contra los visitantes", comentó José Antonio Pérez Juárez, director general de Prevención y Readaptación Social del Estado de Jalisco. 

Pérez Juárez también habló sobre el comportamiento del ex jugador de Santos Laguna y lamentó el error que cometió en el pasado y que le puede costar la vida. 


"Desgraciadamente es triste, cometió un error, pero a veces un error basta para acabar su vida. Como futbolista está en la flor profesional. Para mí es un muchacho bueno, pero si me dijeras como padre o madre de las víctimas, te diría que es un demonio, pero a mí no me toca juzgar", subrayó el director. 

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!

You May Like