By 90Min
October 07, 2019

Ernesto Valverde tomó la decisión de relegar a Antoine Griezmann al banquillo para enfrentar al Sevilla en LaLiga. El técnico extremeño optó por Ousmane Dembélé para acompañar a Luis Suárez y Lionel Messi en ataque, condenando al francés al banquillo. El rendimiento del fichaje más caro de esta temporada no está siendo el esperado y la decisión del técnico fue la acertada.

El francés no ha podio rendir en una posición que no ha sido la suya tirado a la banda izquierda. Pese a ello, tres goles y dos asistencias hasta el momento. Sin embargo, más allá de los números, las sensaciones no son óptimas. Aún le falta acabar de entenderse con Messi y Suárez a la hora de combinar y coordinarse en los movimientos para ocupar los espacios exactos en ataque.

Alex Caparros/GettyImages

Su suplencia es una llamada de atención de Valverde, que espera mucho más del crack galo. El hecho de que haya apostado por Dembélé en cuanto ha estado sano y disponible es significativo. Además, el compatriota de Griezmann respondió con un buen gol, pese a terminar el encuentro expulsado.

Segundo en Liga, el Barça afronta semanas vitales para poder alcanzar el liderato. El partido del 26 de octubre ante el Real Madrid se antoja fundamental y el equipo necesita la mejor versión de Griezmann, del que se espera que este toque de atención le haga ponerse las pilas y trabajar para rendir a su mejor nivel.

Soccrates Images/GettyImages

El FC Barcelona arriesgó apostando por su fichaje. Desembolsó una gran cantidad de dinero para traer al francés, que quería dar un salto en su carrera y ser uno de los más grandes. Este esfuerzo económico les privó de poder hacer frente el fichaje de Neymar. La vuelta del brasileño era el gran deseo de la plantilla. Ahora es el turno de Griezmann de demostrar su valía y triunfar en el conjunto culé.


¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!

You May Like