By 90Min
October 11, 2019

Eden Hazard ocupa el puesto 16 de los 20 mejores futbolistas de la década en el ranking de 90min. Sigue el resto del Top durante las próximas cuatro semanas.


"I'm signing for the champion's league winner" ("Voy a firmar por el ganador de la Liga de Campeones")


Este tweet de Eden Hazard no solo fue un infame error gramatical, sino el punto de partida de  una de las carreras futbolísticas más hipnóticas que hayamos visto.

El belga subió al estrellato del fútbol mundial durante su etapa en el Chelsea pero ya desde muy joven se sabía que estaba destinado a hacer algo grande.

OZAN KOSE/GettyImages

Eden Hazard debutó con el primer equipo del Lille cuando todavía era un adolescente pero parecía que había estado jugando al fútbol de primer nivel durante años. Su manejo con el balón y su habilidad sobre el campo provocó que los aficionados de toda Europa se quedaran boquiabiertos.


En el año de su debut en la Ligue 1 fue nombrado el Mejor Jugador del Año, distinción que repitió al año siguiente. De esa forma Zinedine Zidane se descubrió ante él y confesó en el diario Marca que el belga era el crack del futuro y aconsejó al Madrid su fichaje.


Las dos primeras temporadas de Hazard en Francia fueron buenas pero en la campaña 2010/2011 dio un paso más. El belga anotó 12 goles y repartió 14 asistencias lo que ayudó a que el Lille consiguiera un inesperado doblete, Liga y Copa. Con 20 años fue nombrado Mejor Jugador del Año en Francia. Hazard ya era una superestrella.

PHILIPPE HUGUEN/GettyImages

Pero aún hay más.


La temporada 2011/2012 fue quizás la mejor que vimos de Hazard en Francia e incluso el meteórico ascenso de Kylian Mbappé ha sido comparado con el del belga. Hazard anotó ese año 22 goles y dio 18 asistencias aunque no fue suficiente para llevar de nuevo al Lille hacia un título. 


Mientras tanto, el Chelsea levantaba su primera Champions League de la historia, y una leyenda del conjunto blue como Joe Cole estaba cedido en el Lille procedente del Liverpool. El destino le sonrió a Hazard y después de una conversación con Cole, y un apóstrofo mal utilizado, el belga aterrizaba en Satmford Bridge.


El Chelsea desembolsó 35 millones de euros por el jugador en 2012, y a día de hoy sigue siendo uno de los negocios más rentables del club.

GLYN KIRK/GettyImages

Si todavía quedaba algún aficionado que tuviese dudas sobre su pedigrí, Hazard se los terminó de ganar en su debut en la Premier ante el Wigan Athletic. El jugador realizó un control perfecto para librándose de su marcador y asistió a Branislav Ivanovic que envió el balón al fondo de la red.

Unos minutos después, Hazard volvió a ser protagonista en el gol del Chelsea. Los defensores del Wigan solo pudieron frenarle a base de golpes y le hicieron un penalti que anotaría Frank Lampard.

El Chelsea había encontrado a una auténtica estrella. En su primera temporada anotó 13 goles y dio 24 asistencias, y tanto aficionados como jugadores sabían que estaban presenciando algo único.


"Le he dicho que lo tiene absolutamente todo. Tiene el potencial, tiene 22 años y su habilidad con el balón está impresionando a la gente".

- Frank Lampard, 2013.


En la temporada 2013/2014 fue cuando Hazard puso la Premier a sus pies y se dieron cuenta de su talento. Aunque sus estadísticas no fueron tan buenas como otras temporadas a nivel general su rendimiento no decayó.


Estuvo entre los nominados al Balón de Oro, fue nombrado Jugador Joven del Año de la PFA y fue segundo en el premio al Mejor Jugador del Año PFA por detrás de Luis Suárez.


A la temporada siguiente logró ser el premio al Mejor Jugador del Año PFA y el Chelsea se proclamó campeón de la Premier, título que se le resistía desde 2010. Hazard fue el autor del gol ante el Crystal Palace que aseguraba el título para los blues.


Pero desafortunadamente el Chelsea es un equipo que suele dar una de cal y otra de arena, y la siguiente temporada el equipo mostró su peor cara. Hazard se mostró decepcionado con la temporada 2015/2016 pero rápidamente se recuperaron.

Michael Regan/GettyImages

Como un animal desencadenado, Hazard se desmelenó en el fútbol inglés. Antonio Conte le dio libertad sobre el campo y el jugador hacía de delantero y subía y bajaba a su antojo. Esto se tradujo en 16 goles y un nuevo título de la Premier.

Hazard ya era un indiscutible. Había demostrado ser un mago del balón y los defensores eran incapaces de hacer frente a su endiablada habilidad y con su velocidad dejaba atrás a un rival tras otro.

Como no podía ser de otra forma, Hazard había conseguido captar la atención del Real Madrid. El conjunto blanco, dirigido ya por Zidane, había elogiado al belga en 2010 pero a partir de entonces ya comenzó el coqueteo entre el extremo y el club español.

Hazard desveló que su sueño era trabajar con Zidane y jugar en el Real Madrid, por lo que el fin entre el Chelsea y el jugador parecía obvio.

El conjunto blue consiguió retener a Hazard y el belga ayudó al equipo a conquistar la Europa League en su último año en Stamford Bridge.


Al jugador sólo le quedaba un año de contrato y comenzaron las presiones para irse al Madrid. El Chelsea estaba en desventaja en las negociaciones pero aún así lograron traspasar al futbolista por 100 millones de euros.


Ahora que Hazard está en el Real Madrid sólo nos queda esperar y disfrutar de lo que pueda hacer en España. El belga está cumpliendo su sueño de la infancia y espera que jugar en LaLiga le ayude a conquistar el Balón de Oro.

Quality Sport Images/GettyImages

A lo largo de los años hemos visto a grandes futbolistas, pero talentos como Hazard no se ven habitualmente. Decir que es un jugador de talla mundial casi no hace justicia a su calidad.

Hazard es capaz de hacer con un balón cosas que no son de este mundo y el día que decida colgar las botas será recordado como uno de los mejores jugadores.


20. Robben, el holandés volador que se convirtió en la leyenda del Bayern

19. Mohamed Salah: el faraón que explotó en Roma, se ganó a Liverpool y conquistó Europa

18. Sergio Agüero: el hombre que pintó Manchester de azul con su fútbol

17.Manuel Neuer: La leyenda del Bayern de Múnich y de Alemania que revolucionó la portería

You May Like