En el fútbol mexicano nada está escrito, ya sea qué equipos pasarán a la liguilla o quiénes lucharán por el descenso, en la Liga MX todo puede pasar.

Ten impredecible es nuestra liga, que desde los altos mandos se creó una polémica regla, que dice que los equipos que desciendan pueden pagar 120 millones de pesos para mantener la categoría, siempre y cuando el campeón de ascenso no cumpla los requisitos para jugar en primera división. De esta manera vimos a Lobos BUAP hacer válida la regla y quedarse en el máximo circuito.

veracruz-v-puebla-torneo-clausura-2019-liga-mx-5c52dbbd7130bbd01c000032.jpg

Esta temporada, el tema porcentual de nueva cuenta parece definido, pues los Tiburones Rojosya ven muy cercano el descenso, a pesar de que aún falta mucho para que culmine el torneo.

Sin embargo el propietario del Veracruz, Fidel Kuri, está decidido a mantener a su equipo en primera división, por lo que pagará los 120 millones de pesos, pero el equipo no continuaría jugando en el puerto Jarocho.

Kuri se ha quejado constantemente de la falta de apoyo que ha tenido de parte de autoridades, empresarios y hasta aficionados, por lo que no quiere que los Tiburones continúen jugando en la ciudad.

Las dos opciones para mudar al equipo son  Morelos y Yucatán. Siendo la segunda la más viable, ya que Morelos no cuenta con los recursos para mantener un equipo de primera división.

Habrá que esperar a que termine el actual certamen de la Liga MX para ver qué sucederá con los Tiburones Rojos, que también dependen de los resultados de la Liga de Ascenso.