By 90Min
August 31, 2018

A menudo se le exige a los futbolistas de élite que hagan una carrera perfecta, sin errores y ejemplar para todo el mundo. No obstante, los jugadores son seres humanos como los demás, y estos se equivocan a menudo.

No obstante, la vida a veces concede segundas oportunidades para poder redimirse. En este sentido y para homenajear el estreno de la película 'La Monja', que verá la luz el próximo 5 de septiembre en los mejores cines, vamos a citar a seis jugadores que tuvieron que enfrentarse a sus demonios:


Stuart Pierce

Image by Adrián de Lorenzo

Seis años después de fallar un penalti en la semifinal de la Copa del Mundo de 1990, Stuart Pierce tuvo la oportunidad de redimirse en la Eurocopa de 1996. Concretamente fue ante España, partido en el que se llegó también al lanzamiento de penas máximas.


El defensor en ningún momento se escondió, tomó el balón y se dispuso a hacer el tercer lanzamiento. Finalmente batió a Zubizarreta y su alocada celebración dio a entender que por fin había conseguido quitarse esa espina que llevaba tanto tiempo guardada.


Michael Bradley

Image by Adrián de Lorenzo

El que fuera capitán de Toronto FC y estrella de la MLS fue uno de los dos jugadores que erró un lanzamiento de penalti en la final de la Copa MLS del año 2016, celebrada en su casa, en el BMO Field de Toronto y viendo por tanto cómo se proclamaban campeones los Seattle Sounders.


Tan sólo 12 meses después el fútbol le daría una nueva oportunidad a Bradley para redimirse. Y es que tras formar un gran equipo, barrer en la temporada regular y ganar la MLS Supporters Shield, volvieron a reeditar una final de la Copa MLS, también ante Seattle y en el mismo estadio. En esta ocasión, Bradley no falló y pudo levantar el trofeo ante su público.


Ruud Van Nistelrooy

Image by Adrián de Lorenzo

En septiembre del año 2003, el Arsenal visitó al Manchester United en Old Trafford en un partido que pudieron ganar los 'Red Devils' de no ser por un penalti fallado por Ruud Van Nistelrooy en los últimos minutos. 


Al finalizar el encuentro, los aficionados 'gunners' se mofaron del holandés, que no olvidó en el partido que se conoce desde entonces como la 'batalla de Old Trafford. En este sentido, trece meses después, el Arsenal volvería a visitar el estadio del United y cuando Rooney se dispuso a tirar un penalti, fue Van Nistelrooy el que asumió la responsabilidad para poder redimirse. El ariete no falló y no se cortó en la celebración sacando toda la rabia contenida.


Neymar Jr.

Image by Adrián de Lorenzo

La selección de fútbol de Brasil hasta hace bien poco nunca había ganado unos Juegos Olímpicos, conquistando varias platas por el camino. Una de ellas precisamente en Londres 2012, donde se quedaron a las puertas de la victoria.


No obstante, cuatro años después, en los Juegos celebrados precisamente en Río de Janeiro, Neymar tomó el mando de la selección y capitaneó a su equipo hasta el oro anotando cuatro goles en el torneo, incluido el penalti decisivo en la final contra Alemania. Una victoria que también supuso poder resarcirse de lo que había ocurrido con la selección germana en la Copa del Mundo de 2014.


David Beckham

Image by Adrián de Lorenzo

David Beckham se convirtió en el blanco de la prensa inglesa tras la Copa del Mundo de 1998. Y es que la selección británica cayó en los octavos de final ante Argentina en un partido en el que el centrocampista acabó expulsado.


Desde aquel instante, Beckham mejoró en las siguientes temporadas hasta tal punto que los siguientes cuatro años fueron los mejores de su carrera, y ganó muchos títulos con el United, como por ejemplo la Liga de Campeones.


Finalmente, en el Mundial de 2002 el destino quiso darle una segunda oportunidad a Beckham. Y es que Inglaterra quedó encuadrada en el mismo grupo que Argentina y en el partido entre ambos, el capitán marcó para redimirse y dar la victoria a su selección.


Ronaldo Nazario

Image by Adrián de Lorenzo

La historia de Ronaldo con la selección de Brasil es un gran ejemplo de superación. El delantero llegó a una final de la Copa del Mundo en 1998, pero sus problemas de lesiones le impidieron estar al 100% en la final. También se habló de conspiraciones. El caso es que Brasil acabó cayendo con la estrella Ronaldo sin poder hacer nada para evitarlo.


Después sucedieron cuatro años en los que el brasileño tuvo que superar una grave lesión de rodilla y estuvo a punto de perderse el Mundial 2002, pues llevaba dos años sin ir a la selección y no tenía todavía el tono físico que se requería.


Pero finalmente le llamaron y Ronaldo cuajó su mejor torneo, con 8 goles en el campeonato y proclamándose campeón sobre Alemania en la final que 'O Fenomeno' resolvió con dos goles a Oliver Khan.


Este artículo ha sido elaborado con motivo del estreno de la película 'La Monja', que verá la luz en los mejores cines el próximo día 5 de septiembre. Si todavía no has visto el avance, puedes hacerlo aquí abajo:




You May Like

HOLE YARDS PAR R1 R2 R3 R4
OUT
HOLE YARDS PAR R1 R2 R3 R4
IN
Eagle (-2)
Birdie (-1)
Bogey (+1)
Double Bogey (+2)