By 90Min
September 19, 2017

El delantero estrella del Everton fue sorprendido por la policía inglesa el pasado 1 de septiembre a altas horas de la madrugada conduciendo su auto con más alcohol del permitido en la sangre, además, "el niño malo" fue sorprendido con una mujer que había conocido esa misma noche en un bar.

El que fuera hasta hace poco el capitán de la selección inglesa de fútbol y del Manchester United, fue condenado este lunes a cien horas de trabajos sociales y a 2 años sin conducir, luego de ser sorprendido ebrio tras el volante.

Anthony Devlin/GettyImages


El juicio contra el delantero inglés tuvo lugar en un tribunal en Stockport, ubicado al noreste de Inglaterra y duró muy poco, ya que el mismo Rooney se declaró culpable, para evitar una sanción mayor. Al término, el jugador difundió un comunicado a través de una agencia de noticias en el que pidió disculpas y expresó su arrepentimiento.


"Tras la audiencia judicial de hoy, quiero pedir públicamente disculpas por mi falta de juicio al conducir (con alcohol) por encima del límite legal. Fue completamente equivocado. Ya he pedido disculpas a mi familia, a mi entrenador y presidente y a todos en el Everton. Quiero ahora pedir disculpas a todos los hinchas y a quienes me han apoyado a lo largo de mi carrera. Acepto por supuesto la sentencia de la corte y espero hacer enmiendas durante mi servicio comunitario" se lee en su comunicado.

Anthony Devlin/GettyImages


El juicio llegó en un mal momento para el club de Liverpool y para Rooney, que el domingo sumó su tercera derrota consecutiva, precisamente con el antiguo club de Wayne, el Manchester United y es el 18º de la clasificación.

You May Like