By 90Min
November 26, 2017

El partido de ida de la "Fiesta Grande" del fútbol mexicano entre Atlas y Monterrey vivió un momento de alta tensión, cuando un aficionado intentó ingresar al Estadio Jalisco con un arma de fuego.

Sin embargo, la policía local se percató de esto y actuó de inmediato, arrestando al supuesto seguidor, poniéndolo tras las rejas y confiscándole la pistola.


El encuentro concluyó con la victoria de los Rayados 2-1 sobre los Rojinegros, colocando a los del norte con pie y medio en las semifinales del Apertura 2017.



El partido de vuelta se celebrará el próximo domingo a las 18:00 horas, en el Estadio BBVA Bancomer.

You May Like