By 90Min
August 26, 2019

Por la fecha 16 del Brasileirao, Vasco Da Gama superó 2-0 a San Pablo como local con goles de Magno a los 57 minutos y de Bastos a los 81, resultado que le sirvió para salir de la zona baja de la tabla de posiciones.


Sin embargo, lo más destacado de aquel encuentro poco tuvo que ver con el juego en sí: corrían 18 minutos del complemento cuando el reconocido árbitro Anderson Daronco decidió parar el partido por los cantos homofóbicos en la tribuna, hecho que marca un precedente ya que nunca había ocurrido algo así en la historia del fútbol profesional.

"Maricones, maricones", gritaban los hinchas del equipo local hacia los jugadores paulistas, lo que motivó al juez a detener las acciones y llamar a los capitanes y a los entrenadores de ambos clubes para comunicar la decisión de no continuar con el encuentro hasta que no detuvieran los cantos.


Hasta ahora, solamente habíamos observado que los encargados de impartir justicia habían tomado decisiones de este tipo con cantos xenófobos o racistas, sobre todo en Argentina cuando a los hinchas de Boca Juniors le decían "son de Bolivia y Paraguay" en modo despectivo.

Habrá que ver si a partir de ahora, con esta importante determinación que tomó Daronco, esta acción se empieza a implementar en todos los partidos del mundo para que no ocurra más. Sería un paso muy importante para la sociedad.

You May Like