By 90Min
August 27, 2019

El arquero de River manifestó cuál fue la intervención que más disfrutó debajo de los tres palos del equipo de Gallardo: "Eso siempre lo entrenamos porque son jugadas de partido. Uno como arquero no se tiene que dar por vencido".


Muchas personas pueden manifestarle a Franco Armani que su mayor logro custodiando el arco de River ocurrió en la primera final ante Boca, en La Bombonera, por la definición de la Copa Libertadores. Sin embargo, el Chili manifestó que es otra su elección y hay que retrotraerse aún más en el tiempo.

En diálogo con Sólo Deportes, el arquero del Millonario confesó que fue a Emmanuel Gigliotti a quien le realizó su atajada preferida: "Cuando los hinchas me ven, me hacen recordar la atajada a Benedetto en la final, pero yo creo particularmente que es la de Gigliotti".

DOUGLAS MAGNO/GettyImages

"Eso siempre lo entrenamos porque son jugadas de partido. Esa fue una jugada que uno como arquero no se tiene que dar por vencido. Por más que parezca que el delantero la va a empujar al gol, no hay que darse por vencido. Yo seguí la jugada y cuando la vi, me tiré lo más que pude y gracias a Dios me dio en la mano y salió la pelota. Esa la mejor y la de Benedetto la más importante por lo que se estaba jugando y lo que significa una final", explicó el guardameta.

You May Like