By 90Min
October 31, 2017

Este sábado se llevó a cabo la Jornada 15 del Torneo Apertura 2017, donde algunos silbantes volvieron a dar de qué hablar debido a sus malas decisiones, que incluso en algunos encuentros terminaron por modificar la pizarra.



El primero que tuvo una mala tarde fue Roberto García Orozco en el duelo entre Cruz Azul y Tigres, ya que le tembló la mano a la hora de mostrar una roja al francés André-Pierre Gignac, quien le soltó intencionalmente un golpe en el rostro al lateral Omar Mendoza, pero el nazareno decidió dejarlo sin castigo.




Aunado a ello, el partícipe de la Copa América Chile 2015 una vez más dejó pasar por alto otra acción del europeo pues se encontraba en fuera de lugar en la diana que consiguió Eduardo Vargas para darle la vuelta a La Máquina, ya que ocasionó una mala salida de Jesús Corona.



Ese mismo día pero en el Estadio Chivas, una decisión del juez central Fernando Hernández desconcertó a los futbolistas de Tijuana pues tras celebrar su segundo gol del encuentro, el árbitro decidió anularlo por supuesto fuera de lugar, con una instrucción que no se sabe de donde vino, pues su abanderado ya lo había dado por bueno.


Asimismo, antes de la polémica cancelación, Hernández Gómez perdonó el cartón rojo al elemento de Xolos, Damián Pérez, quien le puso una plancha al mediocampista Michael Pérez, incluso, marcó falta a favor del cuadro de Eduardo Coudet.



No sólo el sábado tuvo su día gris en el arbitraje pues el domingo también hubo errores en el cotejo de Toluca contra Morelia, protagonizado por el silbante Francisco Chacón.

La Monarquía estaba a nada de llevarse los tres puntos en el Nemesio Diez cuando el nacido en Irapuato sancionó una mano de Mario Osuna, pese a haberse pasado ya del tiempo agregado, pues había dado tres minutos de compensación y al cuatro y medio no había dado por acabado el duelo.



Los reclamos por parte de los visitantes no se hicieron esperar y aún así los dirigidos por Hernán Cristante tuvieron la oportunidad de igualar el marcador pero Pablo Barrientos lo falló, y aunque en el contrarremate logró vencer a Sebastián Sosa, Chacón decidió pitar el final, causando malestar en los toluqueños y hasta los cronistas se extrañaron por el hecho pues nunca habían visto una acción así de parte de un silbante.



Ante tales errores de los jueces centrales, Arturo Brizio debe tomar acciones rápidas pues desde su llegada a la presidencia en la Comisión de Arbitraje, esto no ha mejorado para nada y cada fin de semana se vuelven a cometer equivocaciones.


You May Like